Aqui estoy, sono qui

Foto nocturna de una catedral en Helsinki

Foto nocturna de una catedral en Helsinki

Ayer llegué a la ciudad Helsingfors (en Sueco). Primera impresión: frio. Saliendo por el finger del avión entraba un vientecito frio que no presagiaba nada bueno. Al salir al exterior resultó no ser tan fuerte. Como Cuenca en noviembre o diciembre. Primera cagada: coger un taxi. Antes de haber sentado mis posaderas en el coche, el taximetro ya marcaba 5€. Para empezar a hablar. La broma me costó 30€. Mi compañero de oficina me comenta después que por 7€ se puede pillar un bus y después el tranvia. Parece ser que hay una muy buena red de metro y tranvia en esta ciudad. Lo comprobaré con el tiempo. Pero la ciudad es cara en general. Muy cara.

Primera en la frente: al chequear el correo por la noche veo un mail de la oficina diciendo que el lunes (dia de mi incorporación) es la fiesta nacional y se me “invita” a ir a la fiesta de la embajada. Segunda cagada: no me he traido traje. No importa, iré vestido con lo mejor que me he traido. Incluidos mis calcetines comprados en la sección de caza de una conocida tienda atlética.

Después de llegar al hotel y saludar alegremente al señor taxista que se lleva mis 30€, conozco al que será mi compañero de oficina. Nos vamos a dar un paseo por la ciudad con tres objetivos:saber donde está nuestra oficina, comprar una tarjeta de móvil y … conocer algo Helsinki.

Etiquetas: ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: